"Eman ta zabal zazu munduan frutua" ("Gernikako Arbola", de Iparragirre)

30 de mayo de 2009

Una de Unamuno

No es simplemente por ser paisanos; pero la figura de Unamuno ha sido siempre algo entrañable para mí. Como otros han dicho, más que por sus libros o su poesía, por sus artículos y epistolario.

Y en una de esas cartas aparece este fragmento que leí en el ABC hace unos días, y que José María Pemán cuenta así:

Siendo «casi un niño», al volver de comulgar, don Miguel se decide a abrir el Evangelio al azar y poner el dedo sobre un versillo. Le sale aquel que dice: «Id y predicad el Evangelio por todas las naciones.» Don Miguel se estremece. ¿Deberá hacerse sacerdote? «Pero ya entonces -dice- como estaba en relaciones con la que hoy es mi mujer, decidí tentar de nuevo y pedir aclaraciones.» Abro otra vez el Evangelio al volver de comulgar y le sale el versillo 27, del capítulo IX de San Juan: «Ya os lo he dicho y no habéis atendido, ¿por qué lo queréis oír otra vez?»... Don Miguel termina su relación: «En mucho tiempo repercutió la sentencia en mi interior y el recuerdo de aquellas palabras me ha seguido para siempre.»


Me parece absolutamente entrañable.

Puede leerse también el artículo entero.

Escrito por Eleder a las 11:57 a. m. | 2 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

29 de mayo de 2009

"Tú lo sabes todo"

Es verdad: Dios lo sabe todo, y nada escapa a Su mirada.

Pero en realidad, esto casi sería redundante,  porque tampoco nada escapa a nuestra propia mirada sobre nosotros mismos...

La diferencia es que Dios es muchísimo más piadoso que nosotros.

Escrito por Eleder a las 8:59 a. m. | 3 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

25 de mayo de 2009

Great Big Sea

Quién me lo iba a decir... a estas alturas, y convertirme en un groupie...

Todo comenzó cuando, en una fiesta de una amiga, ella y su hermano habían recopilado varias canciones de ambientación, y dado que la fiesta era de temática de piratas, muchas de las canciones eran lo que se conoce como "sea-shanties", canciones de marineros inglesas.

Buscando hace poco información sobre ellas, me dijeron que echara un vistazo a este grupo: Great Big Sea, http://www.greatbigsea.com. Y todavía no se me han pasado los efectos.

Un grupo canadiense, definidos como "folk-rock", que unen canciones tradicionales con otras originales, variando entre estilos desde Pogues hasta Corrs, y pasando por interpretaciones a capella (al estilo tradicional) magistrales como este "General Taylor" que os pongo aquí, tomada de su disco en directo Road Rage.

Ya me contaréis qué os parece... ¿Un viajecito a Vancouver?





GENERAL TAYLOR

Well General Taylor gained the day
Walk him along, John, Carry him along
Well General Taylor he gained the day
Carry him to his bury'n ground

[Chorus:]

Tell me way, hey, you stormy
Walk him along, John, carry him along
Tel me way, hey, you stormy
Carry him to his bury'n ground

We'll dig his grave with a silver spade
Walk him along, John, Carry him along
His shroud of the finest silk will be made
Carry him to his bury'n ground

[Chorus]

We'll lower him down on a golden chain
Walk him along, John, Carry him along
On every inch we'll carve his name
Carry him to his bury'n ground

[Chorus]

General Taylor he's all the go
Walk him along, John, Carry him along
He's gone where the stormy winds won't blow
Carry him to his bury'n ground

[Chorus]

General Taylor he's dead and he's gone
Walk him along, John, Carry him along
Well General Taylor he's long dead and gone
Carry him to his bury'n ground

[Chorus 2x]
Bien, el general Taylor salvó el día
Traelo de paseo, John, tráetelo
Bien, el general Taylor salvó el día
Tráetelo a su cementerio

[Chorus:]

Dime dónde, eh, tormentoso
Traelo de paseo, John, tráetelo
Dime dónde, eh, tormentoso
Tráetelo a su cementerio

Cavaremos su tumba con una pala de plata
Traelo de paseo, John, tráetelo
Su sábana estará hecha de la seda más fina
Tráetelo a su cementerio

[Chorus]

Lo bajaremos con cadena dorada
Traelo de paseo, John, tráetelo
En cada pulgada grabaremos su nombre
Tráetelo a su cementerio

[Chorus]

El general Taylor se ha ido del todo
Traelo de paseo, John, tráetelo
Se ha ido donde los vientos tormentosos no soplan
Tráetelo a su cementerio

[Chorus]

El general Taylor está muerto y desaparecido
Traelo de paseo, John, tráetelo
Bien, el general Taylor está ya muerto y desaparecido
Tráetelo a su cementerio

General Taylor he's dead and he's gone
Walk him along, John, Carry him along
Well General Taylor he's long dead and gone
Carry him to his bury'n ground

[Chorus 2x]

Escrito por Eleder a las 12:04 a. m. | 1 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

19 de mayo de 2009

Alimento

Hoy, en nuestro encuentro semanal de Regnum, ha habido un ligero cambio de planes; en vez de la reunión de equipo que tocaba, tras la misa hemos rezado un Rosario completo, por ocasión del mes de mayo (dedicado a la Virgen).

En un momento de divagación me he sorprendido pensando algo así como "Umm, media hora de misa, una hora de rosario... alguien podría decir que hemos estado hora y media 'sin hacer nada', 'sólo rezando'...". Porque, a fin de cuentas, en un Rosario repites oraciones, y por mucho que las sientas, no te da tiempo a meditar, a reflexionar, a llegar a conclusiones... Y en una misa de diario, sin homilía, tampoco escuchas nada nuevo, ni tienes tiempo para pensar sobre ti...

La cosa es que, repensándolo posteriormente, recordaba que esta misma actitud la tenía de chaval con la comida. Comer para mí siempre significó una pérdida de tiempo; ¡mientras comes no haces nada! No puedes leer, casi no puedes hablar... ¡no sirve para nada!

Y era razonable. Pero con el tiempo fui viendo varias de las importantes razones por las que comer era tan importante.

Primero, porque te alimentas. Sin comer, es imposible que sigas adelante; por mucho empeño que le eches, te flaquearán las piernas y acabarás sin poder moverte de la cama.

Después, porque la comida es un tiempo, sobre todo cuando vives en la casa de tus padres, o en ocasiones especiales, para estar con la familia. Aunque no hables, simplemente estar allí con ellos, verlos y compartir ese momento, ya es algo positivo e importante.

Y por último, pero no menos importante, porque... ¿y lo que se disfruta comiendo? ¿Si ésta fuera la única razón, acaso haría falta alguna más?

Y de hecho hay más... pero con éstas me valieron, por esta vez!

Escrito por Eleder a las 10:22 p. m. | 5 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

15 de mayo de 2009

Reino

Desde que tengo conciencia de mí mismo, siempre he estado en grupos. Recuerdo unos primeros grupos (“El Grupo”, para mí) en mi barrio del Casco Viejo, un tanto “boy-scoutianos”, donde ya comencé a ir al monte y a reunirme para hablar de la fe. De allí pasé directamente a Zabalik Eskuak, la organización juvenil marista de mi colegio. Participé un par de años en Fe y Justicia, un movimiento eclesial con un carisma centrado en la acción política. Tuve varias experiencias de oración y convivencia con grupos de la Renovación Carismática. En resumen, mi vida ha sido un continuo participar en grupos cristianos; desde siempre tuve la intuición de que, si intentaba ser un cristiano solitario, pronto dejaría de ser cristiano.

Esta búsqueda se frenó cuando fui a vivir a Madrid, y pasé varios años sin apenas movimiento (aunque algunas experiencias en la Sociedad Tolkien llenaron un poco ese hueco). En cualquier caso, la búsqueda se frenó, pero la inquietud no.

Y así, hace menos de un año conocí, por medio de un amigo, al grupo en el que estoy participando ahora, un movimiento con sus ramas laica y seglar, que me está sirviendo como grupo de referencia, de crecimiento en la fe y, lo reconozco, de oasis en determinados momentos de fatiga, y que me ha reconciliado no ya con mi fe, sino con su práctica (que es una condición casi indispensable para la misma; recordemos la frase de “Si no vives como piensas, acabarás pensando como vives”.
Este grupo, que presento en el Roble por primera vez, es el Regnum Christi, la rama laica de los Legionarios de Cristo.

Cuando comencé en él, algunos de mis amigos se preocuparon enormemente. A fin de cuentas, los Legionarios están considerados como “a la derecha del Opus Dei”, la rama “ultraconservadora” de la Iglesia, una organización que exige una disciplina y obediencia ciegas… etc.

Sabiendo todo esto, comencé a conocerlo mirando con cuidado por los rincones. No encontré los cilicios en ningún cajón; las reuniones de “equipo” que teníamos eran en todo exactamente parecidas a las de Fe y Justicia, excepto en que quizás eran un poco más relajadas. Los “compromisos” que se me dijeron debía cumplir eran los compromisos que cualquier cristiano ve como lógicos: leer el Evangelio, orar diariamente, meditar… Y en cuestión de la doctrina, voy empezando a aprender que para ser “ultraconservador”, para algunos, basta con desear estar en comunión con el Papa.

Por ahora sigo en búsqueda; dentro de Reino aún soy un “sin papeles”. Pero he encontrado en él algo que llevaba añorando mucho tiempo: una “normalidad” cristiana. Con ambiciones y con personalidad, pero sin pretender reinventar la acción del Espíritu Santo. Reino se limita a intentar ayudar a los cristianos a ser cristianos “normales”, como cualquier cristiano debería ser: entregado en su vida a Dios y al prójimo. Y sin aspavientos ni alharacas. Y agradezco de todo corazón esa normalidad, la verdad.

Si todo va como parece (“pero Dios sabe más”, como dicen los musulmanes), me integraré en Reino en el próximo curso, haciendo oficial así mi intención de seguir mejorando como cristiano, y continuando una historia personal de ya muchos años. A fin de cuentas, si con dieciséis años ya componía sonetos al Crucificado, y con veintidós recorría cientos de kilómetros para participar en grupos de oración, no es tanto cambio con que ahora recorra tres paradas de metro y rece Ave Marías, ¿no?
Esto iba a ser una entrada sobre Reino, y se ha convertido en una entrada sobre mí… pero en fin, llevamos unos cuantos posts muy autodefinitorios, así que no viene mal uno más. Hablaremos de otras cosas más adelante, si Dios quiere.

Y a quienes se preocupan por mí… muchas gracias, de verdad. Pero no es nada grave, en serio :-D

Escrito por Eleder a las 7:38 p. m. | 3 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

11 de mayo de 2009

Este miércoles

En octubre de 2007, Benedicto XVI alabó el papel del deporte, "cuando es vivido con espíritu justo".

Recordó que la práctica del deporte "ayuda a promover el desarrollo de la persona" y "ayuda al hombre a percibir las propias capacidades como un talento y la vida como un don de Dios", y entre las virtudes que se pueden vivir gracias a él, mencionó "la tenacidad, el espíritu de sacrificio, disciplina interior y exterior; y además, un sentido de justicia, aceptación de los propios límites, respeto por el otro".

El fútbol es un deporte firmemente alojado en el corazón de Europa, y su poder de penetración en la sociedad es asombroso; por ello, los ejemplos que se muestran en el fútbol (que muchos consideran una verdadera "escuela de vida") son doblemente importantes, tanto los buenos como los malos.

Y entre los que se pueden ver semanalmente en los campos de Europa... hay uno especial. Uno que entiende de un modo particular, radical y entrañable esa "aceptación de los propios límites" de la que hablaba el Papa. Hace tiempo definió para sí esos límites: las provincias de habla vasca. Y unos criterios: haber nacido en ellas, o haberse criado en ellas (nada que ver con racismos ni RHs, como algunos ignorantemente aún sostienen). Eran unos límites estrechos, provincianos, que le condenaban al desastre seguro, en una era en la que el dinero permitía superar todos los límites y borrar todas las fronteras... sólo a los ricos.

Pero ese equipo aceptó esos límites, asumió ese "espíritu de sacrificio", y miró a su interior. Y en él vio a todo un pueblo que se veía reflejado en él, y que por eso se le entregaba con todo el corazón, para darle aliento hasta la última batalla. Y no sólo el pueblo vasco: el sueño del Athletic era asumido, compartido y apoyado por miles y miles de personas de todas partes de España, que alababan su renuncia en pos de la justicia, su autolimitación contra la globalización de los millonarios; su opción por los niños de su pueblo frente a los profesionales. Su distributismo futbolístico, si se quiere: cada uno de lo suyo, aunque sea poco, y siendo feliz con eso. Sí, Chesterton también sería del Athletic.

Como lo somos tantos hoy, mañana, el miércoles y el resto de nuestras vidas. Porque el Athletic ha demostrado que la fuerza extra que le da esa limitación por un bien mayor supera todas las expectativas. Y así, cuando año tras año muchos le dan por muerto, como Lázaro, se levanta de la muerte aparente y vuelve a triunfar. Y este miércoles, en Valencia, nos elevará a todos de nuevo con él, en su enésima final de Copa. Quizás el Barcelona, el mejor equipo de fútbol de la historia reciente, nos gane. O quizás, la Virgen de los Pobres, la Señora de Fátima que "un trece de mayo bajó de los cielos en Cova de Iría", decida brindarnos un nuevo milagro y el Athletic vuelva a ser campeón. En cualquier caso, no importará, porque el milagro ya se ha hecho, y se sigue haciendo cada dos domingos en San Mamés.

Pero este miércoles será especial, y todos los valores que el Santo Padre pedía al deporte, se verán reflejados en el Turia, y multiplicados por mil.

Este miércoles todos soñamos. Que Aquél a quien los leones obedecieron por mediación de San Mamés bendiga este sueño y lo haga durar al menos otros cien años más.

ATHLETIC, EUP!!!!!!!!!!!!



Escrito por Eleder a las 10:37 p. m. | 2 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

7 de mayo de 2009

Habemus lehendakari

Y como últimamente pasa por aquí gente nueva, producto, supongo, de mis escarceos por Twitter y por algún blog de política (¡bienvenidos todos!), aprovecho y, en este día en el que Patxi López ha sido investido lehendakari, resumo mi opinión sobre ello:

  • Me alegro del cambio. Por fin Euskadi tiene un lehendakari que no es del PNV, ni tampoco nacionalista. Necesitábamos este cambio para bien de la sociedad y del propio PNV, que así podrá dejar de creerse imprescindible para el gobierno del país.

  • Reconozco la dura labor que han tenido que pasar los políticos de PP y PSE (sobre todo, pero no sólo de esos partidos), intentando hacer política con una pena de muerte a sus espaldas. Muchas veces no he estado de acuerdo con ellos, pero reconozco que su labor ha sido totalmente necesaria.

  • Felicito a Patxi López, aunque no está en una posición fácil, y tendrá que hilar muy fino para conseguir su objetivo.

  • Admiro, por otra parte, a Basagoiti, por cómo está actuando en toda esta época. Hacía tiempo que no veía a un político actuando de forma tan medida y tranquila. No soy votante suyo (ni del PSOE ni PNV, por otra parte), pero se ha ganado totalmente mi respeto.

  • No confío, sin embargo, en Patxi López. Lo siento, pero en lo que se refiere a mí, tendrá que ganarse mi confianza con hechos. No ha empezado bien; tiene varios años para ello, pero si pretende ser un EuskoZapatero, iremos mal.

  • Espero que, por unas razones u otras, esta legislatura vea el fin de ETA, que tiene que ser la absoluta prioridad de todos.

  • Temo, sin embargo, que no sea posible, pero espero ardientemente equivocarme...

  • Y también deseo que una labor tranquila y sosegada de gobierno ayude a unir a los vascos y no a separarlos ahora desde el otro lado, aunque reconozco que en parte lo entendería si sucediera así.


En fin: muchas felicidades a Patxi López. Pero ahora está en el poder, y le tocará asumir las críticas.

Por mi parte, mi única identidad política es la de cristiano; es la única bandera que enarbolo. Por ello, ruego a Dios que le infunda sabiduría, tenacidad, inteligencia, caridad, y sobre todo, sobre todo... humildad. Sin eso, no le arriendaré las ganancias.

¡Y bienvenidos todos al Nuevo Tiempo en Euskadi!

Escrito por Eleder a las 11:58 p. m. | 2 aportaciones ´ ( enlaces a este post)

Blogs (renovando links...)
 Esperando Nacer
 Splendor veritatis
 Una rusa en Barcelona
 Mar Adentro (Lc 5,4)
Blogs amigos (renovando links...)
 Docking Bay 94
 Cuaderno de bitácora del Vingilot
 Íberos
 Dance de la Mort
Cosas que hacer

El Transsiberiano
Correr una maratón
El GR-10 entero
Los 100 montes

agosto 2005
septiembre 2005
octubre 2005
noviembre 2005
diciembre 2005
enero 2006
febrero 2006
marzo 2006
abril 2006
mayo 2006
junio 2006
julio 2006
agosto 2006
septiembre 2006
octubre 2006
noviembre 2006
diciembre 2006
enero 2007
febrero 2007
marzo 2007
mayo 2007
junio 2007
julio 2007
diciembre 2008
enero 2009
febrero 2009
marzo 2009
abril 2009
mayo 2009
junio 2009
septiembre 2009
octubre 2009
diciembre 2009
diciembre 2010
junio 2012
enero 2013
Libros leí­dos en 2006

¡Muchas gracias a Dan Solo por el diseño!