"Eman ta zabal zazu munduan frutua" ("Gernikako Arbola", de Iparragirre)

6 de septiembre de 2009

"¡Epheta!" ¡Ábrete!

Hoy nos lo ha contado el Evangelio de Marcos. Jesús tomó a una persona sorda y que casi no podía hablar; le tocó los oídos y la lengua, miró a los cielos y dijo "¡Epheta!", en arameo, su lengua materna, "¡ábrete!". Y en ese momento "se le abrieron los oídos y se le quitó la traba de la lengua, y empezó a hablar con normalidad".

Este blog necesita un "¡Epheta!". Desde hace tiempo se encuentra trabado; no por falta de cosas para decir, sino por falta de ánimo para decirlas. Y la verdad es que conozco el motivo.

Desde que comenzó, por mis propias circunstancias, ha sido un punto de encuentro "en la frontera" entre católicos y no creyentes, o entre gente muy diversa. Esto es enriquecedor; hacen mucha falta puentes que permita a la Iglesia abrirse al mundo, y al mundo escuchar la Palabra de la Iglesia, tantas veces ridiculizada o simplificada en los medios. Y uno de mis objetivos era la de contribuir al debate y al diálogo entre ambas partes.

Pero ha habido casos en los que ese diálogo me ha dolido. Cada persona tiene sus formas de expresarse, y quizás yo sea demasiado sensible para algunas cosas. Y algunos temas es muy difíciles tratarlos hoy en día con objetividad: los prejuicios cuentan demasiado. Y, como no quería convertir el Roble en una fortaleza donde sólo escribiéramos los "nuestros", abrí todas las puertas, y junto a muchos debates interesantísimos, tuve también desencuentros con gente cercana.

Y esto es lo que me retrae. Honradamente, no puedo tener un blog en el que me prohiba a mí mismo hablar del aborto, de la santidad de la Iglesia, etc. Pero cuando pienso en hablar de esos temas, enseguida preveo que se va a generar una discusión agria, a veces basada más en prejuicios que en hechos y razonamientos, con gente a la que quiero. Y esto hace que no escriba.

Pero no puede ser así. Por eso, en el domingo del "¡Epheta!", voy a volver a escribir pidiendo ayuda a Dios para ser capaz de llevar todas las discusiones con cordialidad; y pidiendo sólo a mis comentaristas no católicos que entiendan que la Iglesia es mi madre; y que discutir sobre los errores de una madre es mucho más difícil que sobre los de una institución humana ajena; tenedlo en cuenta, por favor.

Y disculpas a todos por ser tan genérico y por no hablar con cada uno de vosotros en persona; bastante me ha costado ya escribir esto...

Seguimos hablando, y escuchando, si os parece. ¡Gracias a todos!

Y proclamando, como los amigos del sordomudo, la Palabra y las obras de Dios.

Escrito por Eleder a las 11:28 a. m.

5 aportaciones

Anonymous Missy dijo:

Eleder, muchas felicidades y gracias. Creo que queda claro que, si los que leemos esto somos cercanos, el diálogo debe servir para que nos enriquezcamos todos. La palabra escrita muchas veces nos ayuda a los que se nos calienta la boca con facilidad. También a los católicos convencidos nos aportan tus entradas, ¿sabes?

5:30 p. m.

 
Blogger Último Íbero dijo:

Soy de la opinión de que la Iglesia adolece de una buena maquinaria de comunicación que rebase los círculos "amigos". Más allá de sus difusos margenes de influencia dominan, sobre todo, prejuicios, resentimientos y tópicos negativos.

Así que un blog como este, que se atreva a situarse en el límite de la frontera y esté abierto a los debates, las dudas e incluso los malentendidos (que de todo se aprende), tiene que ser bueno por fuerza.

Además, en mi caso, aquí aprendo y comprendo muchas cosas que, de otro modo, seguramente permanecerían en la oscuridad de mi ignorancia.

Así que, si te lanzas, cuenta conmigo. :)

1:22 a. m.

 
Blogger Earendil dijo:

Mucho ánimo con ello. Tus conversaciones son enriquecedoras e interesantes y como tal estoy seguro de que este blog continuará por esa estupenda linea.

En cuanto a los sinsabores que pueda dejar, de alguna manera también son enriquecedores. La iglesia católica es algo enorme, la sombra que proyecta es larga y su huella en nosotros (no católicos incluidos) es profunda. Y, de alguna manera, es algo distinto para cada cual.

Te animo a tener en cuenta este pensamiento cuando publiques y leas aquí: que a fin de cuentas lo que pongas y defiendas en este sitio es tu visión propia y única de algo que te es propio y único.

Traducido: que a veces, incluso viniendo de gente apreciada y amiga, te debería dar una higa la opinión ajena XD.

Un abrazo.

11:39 a. m.

 
Blogger Andres 2.0 dijo:

A mí, últimamente, me ha resultado complicado comentar en este blog, aunque leo con atención todo lo que publicas. Como sabrás si has leído el mío, tras un largo período de reflexión finalmente he adoptado una postura muy crítica con las religiones en general y la católica en particular. Sobre todo respecto de la ortodoxia más estricta, de las doctrinas de la tradición y de las estructuras de poder de las jerarquías eclesiales (aunque por otro lado, tampoco estoy de acuerdo con los ateos materialistas extremos, y apoyo a los que defienden una espiritualidad libre y abierta, más inspiradora que dogmática).

Por eso era difícil para mí comentar, porque te aprecio mucho como amigo y siento tu temor y el dolor de enfrentarse al cuestionamiento profundo de algo a quien uno ama tanto, aunque sea de forma educada y razonada como la que yo procuro hacer hasta donde llego.

Pero admiro inmensamente tu valentía al seguir ahí, y al abrirte de nuevo tal como estás haciendo ahora, a pesar del miedo. Me ha emocionado muchísimo leer esta entrada.

Seguiré por aquí y procuraré en mis comentarios, sin perder el rigor, fijarme más en los puntos de encuentro y aspectos positivos, y ser constructivo en mis críticas si al final las hay.

Un abrazo, amigo.

12:40 a. m.

 
Blogger afrodita dijo:

Llego a este blog por puro azar, y me encuentro con esta entrada del día 6 de septiembre (es decir, más de dos meses) que me parece interesante. No he recorrido entradas más antiguas, por lo que no sé cuáles fueron las dificultades o desencuentros con comentaristas que te indujeron a dejarlo en suspenso. Me ha gustado eso de que el blog esté abierto tanto a católicos creyentes como a no creyentes y, como escribe una de las personas que comenta (Andrés 2.0), a una “espiritualidad libre y abierta más enriquecedora que dogmática”.
Yo soy católica; pero católica a decir verdad sólo porque soy española, y nacer en España en los años en que yo nací implicaba el ser católica, sin ninguna otra opción. No soy por tanto practicante, ni creo que lo sería jamás de ninguna otra religión. Sí soy, sin embargo, una persona que pone, por encima de todo en la vida, un muy estricto y riguroso sentido ético tanto en mis propios actos como en los ajenos.
Hablas por ejemplo de que no estás dispuesto a retraerte a la hora de hablar del aborto; el aborto creo que es uno de las bestias negras del momento que vivimos, y el caballo de batalla por el que considero no debe bajo ningún concepto dejar de elevarse la voz en contra.
Ocurren, a veces, cosas, sin embargo, que…
No sé dónde tu resides pero aquí, en España, en la zona de Cataluña, ha habido hace poco bastante revuelo porque un eclesiástico (no recuerdo su cargo, aunque creo que es un cargo importante, ni su nombre ni cuál es la población) se ha dedicado, y él mismo lo ha manifestado sin ningún sonrojo, a costear abortos.
Este tipo de cosas es lo que a las personas no practicantes (no practicantes de la religión, pero sí de la moral; y somos muchos los que al margen de sentimientos religiosos tenemos muy bien delimitados los conceptos del bien y del mal) nos hacen ser reticentes respecto a la Iglesia.
Así pues, si vuelvo a tu blog (y creo que volveré), cuando lea las entradas, y los comentarios y encuentre que hay algo que puedo o deseo comentar, lo haré en todo momento en mi tono más cordial y con absoluta corrección. Pero si hay algo, alguna postura o actitud de la Iglesia que considere ha de ser criticada, no omitiré la crítica.
Ahora mismo, ya te he dicho, he entrado por puro azar y no dispongo de tiempo para pasearme un poco por el blog y leer entradas antiguas; pero lo haré en cualquier momento en los próximos días (tal vez en las próximas horas) para hacerme una idea mejor dibujada de su contenido y del tono y el rumbo más relevante de las opiniones en el vertidas.
Como primera impresión puedo decirte que me ha gustado encontrarte.
Un saludo

10:26 p. m.

 

Publicar un comentario

Enlaces a este post:

Crear un enlace

<< Home

Blogs (renovando links...)
 Esperando Nacer
 Splendor veritatis
 Una rusa en Barcelona
 Mar Adentro (Lc 5,4)
Blogs amigos (renovando links...)
 Docking Bay 94
 Cuaderno de bitácora del Vingilot
 Íberos
 Dance de la Mort
Cosas que hacer

El Transsiberiano
Correr una maratón
El GR-10 entero
Los 100 montes

agosto 2005
septiembre 2005
octubre 2005
noviembre 2005
diciembre 2005
enero 2006
febrero 2006
marzo 2006
abril 2006
mayo 2006
junio 2006
julio 2006
agosto 2006
septiembre 2006
octubre 2006
noviembre 2006
diciembre 2006
enero 2007
febrero 2007
marzo 2007
mayo 2007
junio 2007
julio 2007
diciembre 2008
enero 2009
febrero 2009
marzo 2009
abril 2009
mayo 2009
junio 2009
septiembre 2009
octubre 2009
diciembre 2009
diciembre 2010
junio 2012
enero 2013
Libros leí­dos en 2006

¡Muchas gracias a Dan Solo por el diseño!